¿Cómo empezar a escribir poesía?

Este género literario resulta atractivo para muchas personas; ya que a través de su escritura dejan aflorar sus sentimientos y pueden expresar las emociones de forma libre, embellecida y cálida. Si quieres ser parte de este mágico mundo, tómate unos instantes para leer todas las recomendaciones que te ofrecemos sobre ¿cómo empezar a escribir poesía?

Comienza seleccionando un ambiente propicio para la ocasión

Muchos poetas no recuerdan con precisión en qué momento comenzaron a escribir; pero todos ellos aseguran que lo hicieron dentro de un ambiente donde podían concentrarse, para transmitir los pensamientos que afloraban en su mente, siendo en muchas ocasiones acompañados únicamente por un mesita, papel, lápiz y una lámpara.

¿Cómo escribir poesía?

La inspiración debe estar presente, solo debes dar rienda suelta a tu imaginación o comenzar a expresar mediante palabras los objetos que son parte de tu mente, describiendo con detalle cómo los aprecias y tomando en consideración las siguientes recomendaciones:

  • Elige el tema que será parte de tu poema, bien sea romance, la naturaleza, la amistad o cualquier otro contenido que sirva de chispa para que te animes a escribir.
  • Deja que fluyan las palabras, si es preciso coloca una música suave de fondo, aprecia ese recuerdo que atesoras de tu abuela o el primer regalo de amor que recibiste en tu vida; lo ideal es que aprendas a describir cosas y acciones, embelleciéndolas con versos y prosas.
  • Es recomendable que trates de utilizar un lenguaje lírico, ya que está provisto de belleza y se emplea para expresar cosas que no se dicen frecuentemente, con un ritmo que invita a su lectura.
  • Elige el estilo poético que deseas seguir y sácale provecho a todas las figuras literarias que conoces; bien sea que emplees versos libres, prefieras seguir una métrica o te desafíes creando un impresionante soneto.
  • Deja que tu lápiz baile al ritmo, para lo cual debes escribir frases que sean cómodas tanto para la vista como para el oído.
  • Tómate tu tiempo para leer en voz alta lo escrito, fíjate en el orden de tus palabras, su longitud y cuál de ellas colocas al final de cada verso.
  • Trata de redactar poemas atractivos, evitando ser cliché; ya que las frases redundantes  tienden a ser molestas, por ejemplo en lugar de decir “ojerosa y cansada” puedes indicar “ojeras empozadas en la tristeza de la memoria”.
  • Utiliza las figuras literarias como tus mejores herramientas de escritura; una poesía que incluye metáforas, símiles, epítetos, prosopopeyas, metonimias, anáforas y más; no solo es llamativa para el lector sino que permanece por más tiempo en sus recuerdos.
  • Deja que tus ideas reposen por un momento, no se trata de escribir por el simple hecho de hacerlo sino leerlo en voz alta para determinar si realmente estás expresando lo que deseas; si no es así, descansa y continúa cuando nuevamente llegue tu musa.

La importancia de escribir poesía

Escribir poesía no solo es una actividad placentera utilizada por muchas personas sin ser poetas, sino que además suele ser empleada como terapia.

Recuerda que no existe un método único para escribir este tipo de obras literarias, puedes hacerlo de muchas formas, incluso apreciando los poemas escritos por destacados autores y así recibir una oportuna retroalimentación.

Para empezar a escribir poesía solo debes proponértelo y dejar que fluyan las palabras de tu mente al papel; aunque en principio no tengan mucho sentido ni ritmo; pero luego les proporcionarás el contraste y la armonía necesarias para que se convierta en un grandioso poema.

No olvides los signos de puntuación y recita a cada paso tu poesía a fin de determinar si estás satisfecho con su riqueza estética y sonora; incluso deja que otra persona la escuche y te indique lo que ha percibido con cada estrofa de tus poemas. 

Lo importante es que siempre sea original y marques la diferencia, siendo tú mismo al expresar tus sentimientos mediante la poesía.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.